Archivo de la etiqueta: moral

PROFECÍAS BÍBLICAS SOBRE VENEZUELA PARA EL 2018

Conocer los que sucederá en el futuro es una inquietud propia de la naturaleza humana, y esta cobra mayor fuerza al acercarse el final del año por una diversidad de motivos. Por tanto, el hombre ha ingeniado diversas estrategias para develar los acontecimientos por venir.

La astrología es una de ellas, la cual se basa en el estudio de los cuerpos celestes, en realidad en la mecánica celeste, por la creencia de que existe una correlación entre los eventos celestiales con los acontecimientos terrenales.

Resultado de imagen para conocer el futuro

Esta correlación es cierta en lo que se refiere a ciertos fenómenos como las estaciones, en que la posición de la tierra respecto del astro rey determina la duración del día, de las noches, y hasta la temperatura; así como las mareas, que son influidas por la atracción de la Luna.

En el Antiguo Egipto la salida de la estrella Sirio marcaba la época de las inundaciones del Nilo,  los sacerdotes egipcios notaron que la crecida del río Nilo empezaba poco después de que Sirio, la estrella más brillante del firmamento, hiciera su aparición en el cielo nocturno; descubrieron que  cada 365 días ocurría tal fenómeno, lo cual dio origen al calendario con tres estaciones de cuatro meses.

Sin embargo esta regularidad estelar y su correlación con fenómenos terrestres que permite determinar sucesos como las crecidas del Nilo, o cuando es Luna Nueva, no significa que estudiando el movimiento de los cuerpos celestes se pueda anticipar acontecimientos de carácter social, políticos, o personales.

La estrella Sirio es la más brillante en el cielo matutino.

Lo que un astrólogo ha hecho siempre es adivinar lo que ocurrirá en el futuro utilizando el pensamiento mágico, que como se sabe carece de rigor científico, se fundamenta más en la intuición del adivino, y en su capacidad de convencimiento.

Hay dos vías para conocer el futuro, una son los métodos predictivos usando la estadística, es decir obtener conclusiones para deducir la ocurrencia de un fenómeno a partir de todas las observaciones hechas, basándose en la información numérica. Mediante esta herramienta se puede determinar con alto grado de probabilidad resultados electorales, o aceptación de un producto; incluso la reaparición de una enfermedad.

Otra vía para conocer el futuro es a través de una revelación, avanzamos hacia el ámbito de la Teología, esta disciplina estudia la revelación Divina desde diversas perspectivas, una de las cuales es la Biblia. Estamos en la dimensión espiritual, echamos mano a la fe, y a la observación de los fenómenos sociales, similar al método estadístico.

Haciendo uso de este recurso vamos a predecir lo que ocurrirá en Venezuela durante el 2018.

Esta es la cuarta vez que en este sitio declaramos anticipadamente, con base a la Escritura, los sucesos por ocurrir. La primera predicción fue en el año 2014, anticipando los sucesos del 2015; la última la escribimos el 27 de noviembre pasado, esta fue nuestra predicción sobre lo que ocurriría en Venezuela en el ámbito político durante el 2017:

La crisis no se resolverá, al contrario se hará más aguda; la Revolución Bolivariana continuará en el poder hasta las elecciones presidenciales, con o sin Maduro, la MUD continuara su estrategia de dialogo, o en su defecto oposición con “sordina”, a la espera de que la Revolución Bolivariana se desplome por sí misma, y así fácilmente tomar el poder; a la sociedad civil la mantendrán fuera de juego. Una vez en el poder la MUD, habrá un período de violencia, luego de incertidumbre porque la oposición que harán los representantes de la Revolución Bolivariana no será tan “light” como la que hace la oposición democrática. Y los grupos internacionales afines al chavismo, tanto como los Países aliados con ellos procurarán defender sus intereses políticos y económicos enraizados en Venezuela durante la Revolución Bolivariana.

Dicha predicción, observe que no es una profecía, esta se da más adelante en el escrito indicado, se ha cumplido rigurosamente, quedando pendiente lo relacionado con las elecciones presidenciales, para las cuales aún no hay fecha cierta, pero insistimos en predecir el escenario planteado para aquel evento.

¿Cómo llegamos a establecer ese escenario para el 2017? Estudiando el comportamiento de los venezolanos durante el 2016.

Resultado de imagen para estadistica

Ahora, vayamos al pronóstico para el venidero año, ¿Qué anticipamos para el 2018?

Este es nuestro pronóstico:

La crisis venezolana no se resolverá todavía, tenderá a ser más aguda; los desaciertos de los dirigentes políticos erosionan su credibilidad por lo que la Revolución sigue ganando tiempo para alargar su permanencia en el poder; la crisis humanitaria se agravará. Surgirá una tercera tendencia, ajena a la Revolución y a los factores aglutinados en la MUD, como una alternativa de solución a la crisis política.

Esta es nuestra predicción.

Ahora bien, prometimos declarar una profecía para el 2018, para ello, necesitamos acudir a la Sagrada Escritura, revisemos entonces lo que ella establece para el futuro. Antes hay que formular algunas precisiones, para situarnos en el contexto bíblico.

Al revisar la labor de los profetas, y analizar el contenido de sus mensajes se evidencia que ellos son emisarios de Dios, así lo declaran explícitamente cada uno de ellos; y su misión es exhortar al pueblo de Dios para que se sujete  a su Palabra contenida en la Torá o Pentateuco; caso contrario, se les advierte las consecuencias de desatender la Ley Divina.

Hasta el año 587 antes de Jesucristo, todos los profetas  denunciaron la corrupción moral, idolatría y prácticas paganas de los Sacerdotes, reyes y príncipes de Israel; de igual modo llamaron al arrepentimiento y advirtieron que si no retornaban a Jehová, a sus enseñanzas el templo, la ciudad de Jerusalén serian destruidos y parte de la población dispersa.

Israel hizo caso omiso a las advertencias Divinas, y el año 587 antes de Jesucristo, el ejército babilónico penetro en Jerusalén, destruyó el templo, los palacios, arrasó con la ciudad, el muro, y llevo cautivos a Babilonia a los príncipes de Israel. Todo en cumplimiento de las profecías declaradas al pueblo, lee 2 Crónicas 36:11-16.

Algo similar pasa en Nínive, aquella gran ciudad que luego se convierte en  poderosa capital imperial; durante tres días el mensajero Divino recorre la ciudad con un anuncio: “de aquí a cuarenta días Nínive será destruida”. A diferencia de los israelitas, Nínive se arrepiente y evita aquella catástrofe predicha, Jonás 3:4-9.

Entonces, el mensaje profético para Venezuela está contenido en la Biblia y es similar que para Israel, Nínive, o cualquier otra Nación del Mundo.

Resultado de imagen para biblia

Leamos:

Lo que Dios espera del pueblo:

12 Ahora, pues, Israel, ¿qué pide Jehová tu Dios de ti, sino que temas a Jehová tu Dios, que andes en todos sus caminos, y que lo ames, y sirvas a Jehová tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma; 13 que guardes los mandamientos de Jehová y sus estatutos, que yo te prescribo hoy, para que tengas prosperidad? 14 He aquí, de Jehová tu Dios son los cielos, y los cielos de los cielos, la tierra, y todas las cosas que hay en ella. Deuteronomio 10:12-14.

Lo que Dios promete al pueblo:

1 Acontecerá que si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, para guardar y poner por obra todos sus mandamientos que yo te prescribo hoy, también Jehová tu Dios te exaltará sobre todas las naciones de la tierra. 2 Y vendrán sobre ti todas estas bendiciones, y te alcanzarán, si oyeres la voz de Jehová tu Dios. 3 Bendito serás tú en la ciudad, y bendito tú en el campo. 4 Bendito el fruto de tu vientre, el fruto de tu tierra, el fruto de tus bestias, la cría de tus vacas y los rebaños de tus ovejas. 5 Benditas serán tu canasta y tu artesa de amasar. 6 Bendito serás en tu entrar, y bendito en tu salir. 7 Jehová derrotará a tus enemigos que se levantaren contra ti; por un camino saldrán contra ti, y por siete caminos huirán de delante de ti. 8 Jehová te enviará su bendición sobre tus graneros, y sobre todo aquello en que pusieres tu mano; y te bendecirá en la tierra que Jehová tu Dios te da. Deuteronomio 28:1-8.

Lo que el pueblo necesita hacer:

3 Diles, pues: Así ha dicho Jehová de los ejércitos: Volveos a mí, dice Jehová de los ejércitos, y yo me volveré a vosotros, ha dicho Jehová de los ejércitos. 4 No seáis como vuestros padres, a los cuales clamaron los primeros profetas, diciendo: Así ha dicho Jehová de los ejércitos: Volveos ahora de vuestros malos caminos y de vuestras malas obras; y no atendieron, ni me escucharon, dice Jehová. Zacarías 1:2-4.

Ahora bien, cuando se pide a los pueblos, y al creyente en particular que se vuelva a Dios, y “poner por obra todos sus mandamientos”, no se refiere a simplemente orar, leer la Biblia, y acudir a los templos los domingos, que es importante, sin embargo el énfasis es poner en acción las instrucciones Divinas en todos los aspectos de la vida, día tras día.

Es establecer un estilo de vida  fundado en las instrucciones Divinas, entre otras:

Amar a Dios, amar al prójimo, amor propio, arrepentirse de lo malo, obedecer, servir, testificar de Jesucristo, propiciar la paz, promover la reconciliación, perdonar.

Ejercitar valores como: Honestidad, responsabilidad, integridad, respeto, lealtad, tolerancia, el trabajo, cooperación, gratitud, generosidad, verdad, justicia, libertad.

Las anteriores instrucciones divinas a ejercitar son una pequeña muestra de lo que se espera de un ser humano, y los países que los practican, son prósperos, desarrollados; en cambio los pueblos que practican los antivalores son pobres, atrasados.

Y estas no son elucubraciones de religiosos manipuladores, es una realidad evidente en el mundo hoy. Despliega un Mapa del Mundo y observa en que regiones  los pueblos tienen calidad de vida, y en cuales hay miseria, crisis económicas por escases.

Resultado de imagen para mapa de  mundo

Tomemos como ejemplo la realidad del Japón, un pueblo no cristiano. Ellos avanzan entre las primeras potencias mundiales, entre los más desarrollados, y marcan la pauta en tecnología, veamos los valores que practican los japoneses.

El código de valores ético japonés se basa en:

Sonkei, uyamu: Respeto,

Shoojiki: Honestidad, honradez, sinceridad, integridad,

 Rentai, ninjoo: Solidaridad, servicio, cooperación, generosidad,

Kinben: Laboriosidad, emprendimiento, superación, perseverancia,

Wa, otagai: Armonía, orden, unidad,

Ehin’yoo: Confianza, optimismo, fe,

Kansha, Ongaeshi: gratitud,

Chuujitsu: Lealtad, felicidad,

Kibishisa: Austeridad.

Como puedes comprobar, los valores japoneses, o que practican los japoneses, son valores humanos universales, los mismos que se recomiendan en la Biblia para que el pueblo de Dios pongan en acción.

Imagen relacionada

No es un asunto de religión, es practicar los valores que desde la niñez hemos aprendido, que están contenidos en la Biblia.

¿Quieres sacar a Venezuela de la pobreza, del atraso, de la oscuridad? Busca a Dios y pon en práctica sus recomendaciones contenidas en la Biblia.

1 Bienaventurado todo aquel que teme a Jehová, Que anda en sus caminos. 2 Cuando comieres el trabajo de tus manos, Bienaventurado serás, y te irá bien. 3 Tu mujer será como vid que lleva fruto a los lados de tu casa; Tus hijos como plantas de olivo alrededor de tu mesa. 4 He aquí que así será bendecido el hombre Que teme a Jehová. 5 Bendígate Jehová desde Sion, Y veas el bien de Jerusalén todos los días de tu vida, 6 Y veas a los hijos de tus hijos. Paz sea sobre Israel.

Dios bendiga a Venezuela.

Fuente:

Biblia: Versión RVR60, tomada de www.biblegateway.com

Conceptos: Wikipedia,

Valores japoneses: http://womans-soul.com/articulo/la-alquimia-de-la-cultura-y-valores-japoneses/

Notas personales,

Imágenes: Google.

 

PERFIL DEL LIDER QUE SE NECESITA EN VENEZUELA PARA EL CAMBIO

En Venezuela hasta hoy ha faltado un liderazgo que canalice sabiamente a la población venezolana hacia la resolución definitiva de la crisis. Como se sabe, para elegir el tipo de liderazgo con las habilidades y condiciones que le permitan guiar a la gente hacia la salida de un conflicto, es imprescindible diagnosticar las causas, consecuencias, y alternativas de solución de dicho conflicto. Con este diagnóstico en manos es posible determinar quién, o quienes, son capaces de gerenciar la salida.

Partamos del diagnóstico. ¿Cuál es la crisis que se vive en Venezuela? ¿Qué la origina? ¿Cómo propiciar soluciones viables? Hay un consenso general acerca de que la crisis venezolana es un problema de valores. Eso lo hemos analizado en escritos anteriores.

¿Qué entendemos por crisis de valores? ¿Qué significamos cuando decimos que en Venezuela hay crisis de valores?

Saca tus propias conclusiones. ¿Qué es “valor”?

Se considera “Valor” a aquellas cualidades o características de las personas, o de las instituciones, seleccionadas de manera libre, consciente, que sirven para orientar los comportamientos y acciones en la satisfacción de sus necesidades. Los Valores son guías que orientan la conducta y la vida de cada individuo, de cada grupo social.

El valor se refiere a una excelencia, a una perfección. Por ejemplo, se considera un valor decir la verdad y ser honesto; ser sincero en vez de ser falso; es más valioso trabajar que robar. La práctica del valor desarrolla la excelencia personal, mientras que el contravalor lo despoja de esa cualidad.

Desde un punto de vista socio-educativo, los valores son pautas que orientan el comportamiento humano hacia la transformación social y la realización de la persona. Son guías que dirigen la conducta, la vida de cada individuo y de cada grupo social. La sociedad exige un comportamiento digno en todos los que participan de ella, cada persona se convierte en un promotor de Valores por la manera en que vive y se conduce.

De los párrafos anteriores puedes obtener tus conclusiones acerca de la crisis venezolana; seguramente has concluido que ciertamente es un problema de valores, de no alinear la vida conforme a las excelencias que hemos asumido como valores: la honestidad, la justicia, equidad, responsabilidad, amor al trabajo, cooperación, entre otros muchos.

¿Cómo hemos adquirido esos valores? Al adoptar la fe cristiana como estilo de vida. Por vía de la Iglesia Católica, que agrupa la mayoría de venezolanos; o por las Iglesias Evangélica que hacen vida en el País. Significa esto que cerca de un ochenta por ciento (80%) de la población venezolana es cristiana, siendo como se dijo la Iglesia Católica mayoritaria.

Si estás de acuerdo con esta línea de pensamiento, entonces ya tienes una conclusión, que la crisis de valores nace en una crisis de fe en los que practican el cristianismo.

Digámoslo de otro modo, la crisis venezolana es porque los cristianos no practican los valores que profesan. Y cuando nos referimos a cristianos, no hacemos diferencia entre católicos y evangélicos, ya que por definición de principios, ambos grupos son cristianos. O al menos así se definen.

Vista la situación de esta manera, gerenciar la crisis venezolana, liderizar los cambios requeridos va más allá de lo económico, constitucional o político.

Veámoslo así:

La crisis no es por falta de recursos financieros porque Venezuela cuenta con ilimitados recursos naturales, como para convertirla en potencia mundial; ni es por una legislación deficiente porque se posee una Constitución que garantiza los derechos a la población, y códigos de procedimientos bien articulados para mantener los procedimientos encausados a producir sentencias con equidad y justicia; no es político debido a que se permite la organización y funcionamiento de agrupaciones con tales fines, se han realizado actos electorales con frecuencia durante los últimos años, y en los actuales momentos se debate la posibilidad de otros más.

Con base a lo anterior nos preguntamos. ¿Cómo gerenciar la crisis venezolana?

Entonces, como la crisis venezolana es de valores, hay que conducir a los venezolanos a un reencuentro con su fe, con su identidad, con sus valores. Y eso lo puede hacer una persona, o personas, consustanciada, comprometida, practicante de la fe cristiana. De la fe enraizada en la Biblia, la Palabra de Dios.

La Biblia ofrece detalles de cómo líderes conscientes de su rol condujeron a pueblos en crisis más severas que las vividas en Venezuela, y las superaron. Pero los líderes que muestra la Biblia son diferentes a los nuestros. No estaban buscando las posiciones que alcanzaron, ni fueron aceptados en principio por las gentes. Muchos se resistieron al llamado a ser líderes porque tenían otras prioridades.

Un personaje que propició una profunda renovación en el pueblo, tal y como lo relata la Biblia es Josías. Un joven rey de Israel. La nación de Israel vivía una crisis de valores de proporciones inauditas. Una imagen refleja esta realidad:

1 De doce años era Manasés cuando comenzó a reinar, y reinó en Jerusalén cincuenta y cinco años; el nombre de su madre fue Hepsiba. 2 E hizo lo malo ante los ojos de Jehová, según las abominaciones de las naciones que Jehová había echado de delante de los hijos de Israel.  3 Porque volvió a edificar los lugares altos que Ezequías su padre había derribado, y levantó altares a Baal, e hizo una imagen de Asera, como había hecho Acab rey de Israel; y adoró a todo el ejército de los cielos, y rindió culto a aquellas cosas. 4 Asimismo edificó altares en la casa de Jehová, de la cual Jehová había dicho: Yo pondré mi nombre en Jerusalén. 5 Y edificó altares para todo el ejército de los cielos en los dos atrios de la casa de Jehová. 6 Y pasó a su hijo por fuego, y se dio a observar los tiempos, y fue agorero, e instituyó encantadores y adivinos, multiplicando así el hacer lo malo ante los ojos de Jehová, para provocarlo a ira. 7 Y puso una imagen de Asera que él había hecho, en la casa de la cual Jehová había dicho a David y a Salomón su hijo: Yo pondré mi nombre para siempre en esta casa, y en Jerusalén, a la cual escogí de todas las tribus de Israel; 2 Reyes 21:1-7.

Baal

Israel atravesaba una de sus peores crisis de valores, debido a que había dado la espalda a Dios, rindiendo culto a dioses ajenos, y practicando ritos abominables. Ante este cuadro horroroso, surge la figura del rey Josías, del cual se dice:

1Cuando Josías comenzó a reinar era de ocho años, y reinó en Jerusalén treinta y un años. El nombre de su madre fue Jedida hija de Adaía, de Boscat. 2 E hizo lo recto ante los ojos de Jehová, y anduvo en todo el camino de David su padre, sin apartarse a derecha ni a izquierda. 2 Reyes 22:1-2.

A los dieciocho años, movidos por la piedad inculcada por su madre, y consejeros del reino, decide reparar el templo que estaba en ruinas. En el proceso de remodelación encuentran entre las ruinas el Libro de la Ley, el cual es llevado de inmediato al monarca. Este pide le sea leído y cuando escucha las demandas de Jehová, y se da cuenta, toma conciencia, de que sus caminos no se ajustan a lo que pide Dios se conmueve intensamente, y pide dirección para enmendar. Observa el resultado:

16 Así dijo Jehová: He aquí yo traigo sobre este lugar, y sobre los que en él moran, todo el mal de que habla este libro que ha leído el rey de Judá; 17 por cuanto me dejaron a mí, y quemaron incienso a dioses ajenos, provocándome a ira con toda la obra de sus manos; mi ira se ha encendido contra este lugar, y no se apagará. 18 Mas al rey de Judá que os ha enviado para que preguntaseis a Jehová, diréis así: Así ha dicho Jehová el Dios de Israel: Por cuanto oíste las palabras del libro, 19 y tu corazón se enterneció, y te humillaste delante de Jehová, cuando oíste lo que yo he pronunciado contra este lugar y contra sus moradores, que vendrán a ser asolados y malditos, y rasgaste tus vestidos, y lloraste en mi presencia, también yo te he oído, dice Jehová. 20 Por tanto, he aquí yo te recogeré con tus padres, y serás llevado a tu sepulcro en paz, y no verán tus ojos todo el mal que yo traigo sobre este lugar. Y ellos dieron al rey la respuesta. 2 Reyes 22:16-20.

Luego de esto, el rey decide convocar a la Nación para que retorne a Dios, hecho que propició una renovación espiritual entre los hijos de Israel. Nota lo que hace Josías:

1 Entonces el rey mandó reunir con él a todos los ancianos de Judá y de Jerusalén. 2 Y subió el rey a la casa de Jehová con todos los varones de Judá, y con todos los moradores de Jerusalén, con los sacerdotes y profetas y con todo el pueblo, desde el más chico hasta el más grande; y leyó, oyéndolo ellos, todas las palabras del libro del pacto que había sido hallado en la casa de Jehová. 3 Y poniéndose el rey en pie junto a la columna, hizo pacto delante de Jehová, de que irían en pos de Jehová, y guardarían sus mandamientos, sus testimonios y sus estatutos, con todo el corazón y con toda el alma, y que cumplirían las palabras del pacto que estaban escritas en aquel libro. Y todo el pueblo confirmó el pacto. 2 Reyes 23:1-3.

El relato continúa detallando las acciones del rey, y el resultado de sus reformas. Mira lo que de Josías se dice:

25 No hubo otro rey antes de él, que se convirtiese a Jehová de todo su corazón, de toda su alma y de todas sus fuerzas, conforme a toda la ley de Moisés; ni después de él nació otro igual. 2 Reyes 23:25.

Las crisis de fe, las crisis de valores pueden ser resueltas por hombres conscientes de su realidad, y temerosos de Dios. Personas capaces de romper con el estatus quo, la realidad imperante; romper los paradigmas, los modelos paganos impuestos; hacer un llamado para retornar a los valores, la fe, los principios contenidos en la Biblia, la Palabra de Dios.

Esa persona existe ya, Dios la ha venido forjando, preparando para que asuma la renovación de Venezuela. Así como cultivó a José desde la cisterna hasta el palacio de Faraón, pasando por la esclavitud, la injusticia, la cárcel; como a Moisés que le sacó del palacio de Faraón y le llevó al exilio, a pastorear ovejas por el desierto; como Pablo, con quien tuvo un encuentro camino a Damasco, y le cegó temporalmente para abrir su visión espiritual; esa persona va a propiciar un reencuentro con la fe ancestral de los cristianos venezolanos, un reimpulso de los valores característicos de nuestra cultura.

Esa persona va a convocar al pueblo de Dios para acometer las reformas anheladas y urgentes.

En esto Dios da sorpresas. Elige en los lugares insospechados. A un rey de Israel, detrás de un rebaño de ovejas, del cual ni fu propia familia lo valoraba para tal fin, el ilustre Rey David; 1 Samuel 16:1-13; a una heroína en el harén de un rey Persa; Ester 4:10-17; a un enemigo de la fe, para convertirle en apóstol de los gentiles, Pablo, Hechos 22:1-11.

La persona elegida es temerosa de Dios, que cultiva y practica los valores, principios, y normas inspirados en su Palabra; alguien capaz de convocar y conducir una verdadera renovación espiritual y moral en Venezuela.

Tal vez tu estas en ese plan divino. Dice Jehová, nuestro Dios:

11 Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis. 12 Entonces me invocaréis, y vendréis y oraréis a mí, y yo os oiré;

Sí, Señor, hazlo pronto.

Fuente:

  • Biblia: Versión RVR60, tomada de biblegateway,
  • Definiciones y datos históricos: Wikipedia, la enciclopedia libre,
  • Notas personales,
  • Imágenes: Google.