NO TEMAS A LAS POTESTADES DE ESTE SIGLO, TEME A DIOS

Nuevamente las redes sociales de los grupos cristianos se calientan transmitiendo información acerca de un Congreso Inter Religioso Nacional, el primero de abril próximo en un teatro en Caracas, de grupos afectos a Religiones Ancestrales, que no tienen nada que ver con la fe en Jehová de los Ejércitos,  el Dios revelado en la Sagrada Escritura, la Biblia.

Resultado de imagen para religiones ancestrales

Tal encuentro se realiza en el marco del Estado de Derecho que rige a Venezuela, el cual contempla la libertad de cultos, derecho que igualmente tienen los cristianos y lo gozan cada vez que desean reunirse en cualquier lugar del territorio nacional.

Al evento se le ha dado una trascendencia que realmente no tiene; paralela a esa información se ha vuelto viral, en las redes de grupos cristianos, una cadena en la cual se da como una novedad que en las altas esferas del gobierno nacional se reconoce el poder de la oración.

Dadas esas informaciones piadosos hermanos han iniciado una cruzada para pedir que se redoble la oración para neutralizar el poder de las tinieblas, algo que me parece loable, digno de realizar prontamente.

Ahora, ¿Qué hay en todo esto? El trasfondo es la realidad venezolana que cada día precipita en un abismo sin fondo, por motivos conocidos. Para entender este escenario actual, necesitamos ir a las causas, porque generalmente nos enfocamos en los efectos.

Vamos a poner bajo la lupa el escenario espiritual; de acuerdo a las cadenas que circulan, y los llamados a oración se aprecia que hay un temor, una angustia porque supuestamente “los gobernadores de las tinieblas de este siglo… huestes espirituales en las regiones celestes.”, están ejerciendo gran poder y dominio en Venezuela; en una guerra espiritual según Efesios 6:12.

Resultado de imagen para guerra espiritual

De ser cierto que en Venezuela rige un gobierno del mal, entonces estamos declarando el fracaso del pueblo de Dios en mantener la soberanía sobre un territorio conquistado desde la época del descubrimiento, aceptando como válido que la Iglesia Católica trajo el cristianismo a Venezuela.

La Biblia afirma:

La luz en las tinieblas resplandece, y las tinieblas no prevalecieron contra ella. Juan 1:5.

Es decir, las tinieblas no pueden apagar la luz; es la luz que disipa las tinieblas; bíblicamente, así como lo refiere la física, la oscuridad es ausencia de luz.

En este orden de ideas, Jesús afirmó:

Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida. Juan 8:12.

Y respecto de sus seguidores, declaró:

Vosotros sois la luz del mundo, Mateo 5:14.

Es claro que el creyente no irradia luz propia sino que refleja la luz de Cristo.

En Apocalipsis 1:13 se muestra una figura esclarecedora, aparece Jesucristo rodeado de siete candeleros, aquellos candeleros representan a la totalidad de Iglesias, 1:20, que alumbran al mundo hasta su Segunda Venida. Esta figura es recurrente en la Biblia, el candelero tiene siete lámparas que emiten luz gracias al aceite que impregna al pabilo y posibilita la combustión, fenómeno que produce energía lumínica.

Imagen relacionada

Como sabemos, el aceite es símbolo del Espíritu Santo, y el pabilo es el creyente; la lámpara, es la idea que nos transmite Hechos 1:8, el Espíritu Santo da el poder para iluminar con el testimonio de Jesucristo.

Por un instante situémonos en los días iniciales de la propagación de la fe, inmediatamente después del día de Pentecostés. Visualicemos lo que se describe en Hechos. ¿Se atemorizarían los discípulos porque en Jerusalén se realce un “Encuentro de Religiones Ancestrales”?; tales religiones cuyo origen se remonta a la Babilonia ancestral fueron progresivamente “iluminadas” con la luz del evangelio, y muchos de sus seguidores cayeron rendidos a los pies de Jesucristo, por el poderoso testimonio de los creyentes.

Para nadie es un secreto que desde que existimos como pueblo se realizan reuniones, cultos, ritos de aquellas religiones ancestrales, incluso existen santuarios, como el de la montaña de Sorte a la cual acuden innumerables Venezolanos, se dice que en la época anterior a la Revolución Bolivariana era un secreto a público que algunos presidentes fueron a los dominios de María Lionza para rendirle algún tributo, o ganar votos de los a ella adeptos. Pero su influencia era limitada y se circunscribía a los “trabajos” para resolver problemas amorosos, conseguir un trabajito, conocer el futuro, o quitarse la pava.

Nunca se pensó que llegarían hasta Miraflores, según las cadenas que calientan las redes, ahora querido hermano cristiano, seas de la denominación católica o de la denominación evangélica, ¿Cómo llegaron hasta aquellos lugares de gobierno? Estamos seguros, completamente seguros de que si es cierta la afirmación que corre en las redes sociales, fue con el voto de muchos que hoy claman orar por Venezuela.

Con base a la Palabra reitero que la crisis que sacude a Venezuela se va a resolver tan solo cuando ponga en práctica uno de los textos más recitados y menos llevado a la práctica, tú lo sabes, pero te lo repito:

13 Si yo cerrare los cielos para que no haya lluvia, y si mandare a la langosta que consuma la tierra, o si enviare pestilencia a mi pueblo; 14 si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra. 2 Crónicas 7:13-14.

 Relee el texto, analízalo. Observa el “si” condicional, el uso de la conjunción “y” sumando demandas, y la expresión “entonces” que describe la respuesta. Hay condiciones, requisitos, que cumplir para que las plegarias sean oídas.

Revisa la realidad, no culpes a la Revolución, no responsabilices al fallecido presidente; ellos llegaron al poder con los votos del 60%, en una elección con mínima abstención; no dieron golpe de Estado, no llegaron a la fuerza; y el Presidente actual alcanzó Miraflores con votos; te recuerdo en Venezuela la izquierda no llegaba al 15% cuando triunfó Hugo Chávez Frías. Una vez en el poder declararon que iban a imponer el Socialismo del Siglo XXI, y manifestaron sus inclinaciones religiosas. Ellos no engañaron al País, se votó conscientemente.

Entonces no le pidas a Dios que disipe con un rayo las tinieblas y tú votas por ella, según las redes sociales. Hoy más que nunca hace falta hombres y mujeres que tengan el coraje de decir:

Y si mal os parece servir a Jehová, escogeos hoy a quién sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres, cuando estuvieron al otro lado del río, o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis; pero yo y mi casa serviremos a Jehová. Josué 24:15.

Pueblo de Venezuela no temas los congresos de Religiones Ancestrales, teme a Dios y procede como Él te demanda.

Dios actúa por caminos insondables, Él puede incluso convertir a gente en el poder para cumplir su voluntad, lo hizo en Persia, 2 Crónicas 36:22, lo puede hacer en Venezuela. Nada es imposible para Dios.

Dios bendiga a Venezuela.

Fuente:

  • Biblia: Versión RVR60, tomada de www.biblegateway.org,
  • Redes sociales,
  • Notas personales,
  • Imágenes: Google.
Anuncios

¿Y QUIÉN SABE SI PARA ESTO HAS LLEGADO AL REINO?

El éxito de quienes están al frente de una organización, depende de sus cualidades y habilidades personales; tanto como de las personas con que se rodee para apoyarle en su gestión. Entre las personas que forman parte de los equipos de los gerentes, destaca la figura del Consultor.

La expresión Consultor deriva del latín “consultus” que significa asesoramiento.

Por lo tanto, un Consultor es un experto que provee consejos en su área de experiencia.

La principal función de un consultor es aconsejar en las cuestiones sobre las que posee un conocimiento especializado. La sabia intervención de un consejero  es vital en la toma de decisiones, y en la resolución de conflictos.

Hay un interesante relato sobre la importancia de rodearse de buenos consejeros, y tomar en cuenta sus aportes. Se trata de lo acontecido a un gobernante de la Nación de Israel, unos novecientos años antes de Cristo.

El rey iniciaba su gobierno, y existía un ambiente de inestabilidad, violencia y amenazas de división del reino.

Cuenta la Escritura:

6 Entonces el rey Roboam tomó consejo con los ancianos que habían estado delante de Salomón su padre cuando vivía, y les dijo: ¿Cómo aconsejáis vosotros que responda a este pueblo?

7 Y ellos le contestaron diciendo: Si te condujeres humanamente con este pueblo, y les agradares, y les hablares buenas palabras, ellos te servirán siempre.

8 Mas él, dejando el consejo que le dieron los ancianos, tomó consejo con los jóvenes que se habían criado con él, y que estaban a su servicio.

9 Y les dijo: ¿Qué aconsejáis vosotros que respondamos a este pueblo, que me ha hablado, diciendo: Alivia algo del yugo que tu padre puso sobre nosotros?

10 Entonces los jóvenes que se habían criado con él, le contestaron: Así dirás al pueblo que te ha hablado diciendo: Tu padre agravó nuestro yugo, más tú disminuye nuestra carga. Así les dirás: Mi dedo más pequeño es más grueso que los lomos de mi padre.

11 Así que, si mi padre os cargó de yugo pesado, yo añadiré a vuestro yugo; mi padre os castigó con azotes, y yo con escorpiones.

El gobernante accedió al conejo de “agravar el yugo” y castigar con “escorpiones”; la reacción del pueblo no se hizo esperar, y la nación de Israel se dividió.

Diez tribus formaron el reinado del Norte, Israel, con su Capital Samaria; y el reinado del Sur, Judá, con su capital Jerusalén.

Si Roboam, descendiente de Salomón, hubiese aceptado el consejo de los ancianos, otra habría sido la historia de Israel, y otro el fin de su propio reinado.

Observando el resultado de su irresponsable acción, tal vez recordó las palabras de los ancianos de Israel: “Si te condujeres humanamente con este pueblo, y les agradares, y les hablares buenas palabras, ellos te servirán siempre.”

Pero ya era demasiado tarde.

Formulo estas reflexiones, a propósito de la situación que vive el País.

Observamos por una parte, que sabiamente el pueblo de Dios está adoptado la posición correcta, la cual es ratificar su confianza en Dios, quien al fin y al cabo, llegado el momento actuará, según sus métodos.

Recordando que Dios siempre actúa a través del elemento humano. Llamó a Abraham, para formar a su pueblo; usó a Moisés para liberarle de la esclavitud; y a Martín Lutero, para propiciar la Reforma Espiritual de Europa.

En este orden de ideas, consideramos que nuestros gobernantes necesitan consejeros que les asesoren sabiamente, para encontrar alternativas de solución a la crisis, y proveer un clima de paz y reconciliación nación nacional.

Uno ha escuchado que en el alto Gobierno existen cristianos evangélicos, en posiciones muy cercanas al Presidente, a los Gobernadores, y a los Alcaldes. Se menciona que hay altos Oficiales en las Fuerzas Armadas; así como miembros del Tribunal Supremo de Justicia, que profesan la fe cristiana, desde el enfoque evangélico.

Se sabe que la jerarquía de la Iglesia Católica tiene acceso al Presidente, y a todos los funcionarios de la administración pública, por ser la Iglesia mayoritaria en Venezuela.

Siendo así, por qué no se ha aconsejado sabiamente al gobierno, explicándole, como los ancianos de Israel, el método eficaz para propiciar la paz y prosperidad del País; consolidarse en el poder, y en el corazón de los ciudadanos.

Por qué los hermanos amigos del Presidente, no se han sentado con él y explicado sin fanatismo el método Bíblico, comprobado, para la prosperidad de una nación.

Los cristianos amigos del Presidente, debería acercarse a él, para llevarle una nota de aliento, de refrigerio y reflexión, puesto que imaginamos debe estar sumamente preocupado por el estado en que vivimos los últimos días. Lo mismo vale para los Gobernadores y Alcaldes.

Este es el momento para “la sal de la tierra…”, para la “luz del mundo…”; hermano querido que estas al lado del Presidente, y de quienes están en posición de autoridad, háblale, no temas, recuerda que posees el poder del Espíritu Santo, quien te guiará a lo que habrás de decir. Tómalo como una responsabilidad y un privilegio; recuerda las palabras de Mardoqueo a la Reina Esther:

“Porque si callas absolutamente en este tiempo, respiro y liberación vendrá de alguna otra parte para los judíos; mas tú y la casa de tu padre pereceréis. ¿Y quién sabe si para esta hora has llegado al reino?”

Si tu, apreciado lector, tienes un amigo en posición de gobierno, no le invites a leer el mensaje de este escrito, dile tu el mensaje.

Fuente: Wikipedia

Biblia: RV-60