Archivo de la etiqueta: Elección de Diputados

EL CAMBIO ESPERADO EN VENEZUELA A PARTIR DEL 6D

En Venezuela, así como en muchas otros países se espera que haya profundos cambios a partir de las elecciones parlamentarias pautadas para el 6 de diciembre.

Y esta es la expectativa que generan los actores del proceso.

Constantemente nos llegan mensajes emanados desde los comandos de campaña, en los que se nos promete que si obtienen mayoría en la Asamblea Nacional en Venezuela habrá cambios.

Ahora bien, quienes tenemos suficiente edad como para evaluar el comportamiento de los venezolanos durante los últimos cincuenta años, y hacer un diagnóstico de País, sabemos que en Venezuela habrá cambios, cuando:

En lo económico:

Los comerciantes, y los nuevos emprendedores “los bachaqueros”, dejen de comprar productos regulados y los vendan sus comunidades a precios especulativos. Por ejemplo que adquieran un kilo de harina de maíz precocida en 20 bolívares, y la vendan en su comunidad en 250 bolívares.

Los financistas adquieran divisas al valor oficial y creen el mercado paralelo ofreciéndolos al valor “libre”.

Que las empresas expropiadas por la Revolución y entregadas al pueblo, dejen de generar pérdidas y produzcan como en los mejores tiempos, y que los productos sean de calidad.

Cuando se importen vehículos “chinos” y se vendan al precio real, no con el 600% de sobrepercio, explotando de esa manera al pueblo.

Todo venezolano tenga acceso a divisas sin mayor trámite que el de poder adquirirla.

Que toda institución pública o privada que tase los precios de los productos en divisas extranjeras, que pague a sus trabajadores en la misma divisa o su equivalente en bolívares.

En lo social:

Que no se repitan los nombres de las personas beneficiadas en los programas sociales de vivienda.

Que el programa social “Tu casa bien equipada” esté al alcance de todo venezolano, y no solo a quienes puedan “adquirir los cupos”.

Cuando los recursos destinados a programas sociales en las comunidades lleguen a los pobladores de aquella comunidad, y no sean utilizados para enriquecer a quienes administran los programas.

Cuando los Alcaldes cumplan la sencilla tarea de hacer que funcione el Aseo Urbano, sean creativos en la disposición de la basura y no la usen como bandera política.

Los conductores respeten las señales de tránsito.

La ciudadanía no bote basura a la calle, ni en la calle.

Que cuando en cualquier casa de un venezolano se abra un grifo de agua, el vital líquido salga, y que sea potable.

Resultado de imagen para grifo de agua

En lo político:

Que los diputados electos utilicen su influencia para propiciar se cumplan las leyes, y no usen su investidura para fortalecer al partido que les propuso, o para provecho personal.

Que las negociaciones de los diputados de la oposición con el gobierno sean para enrumbar al País hacia la civilización, y no para entorpecer, u obtener beneficios indignos.

Que los oficialistas hagan un análisis sincero y objetivo al modelo que tratan de imponer en Venezuela y reconozcan que a nivel mundial ha fracasado y hundido a los países en miseria, corrupción, e inseguridad.

Que los jerarcas de los partidos de oposición dejen de hacer promesas que saben no van a cumplir, ya que no son sus competencias. Ellos no van a acabar con las colas para adquirir alimentos ya que no van a ser Ministros en el área económica. Por otra parte esos diputados de oposición son corresponsables de lo que sucede en el país, sus conciencias son testigos.

Como la mayoría de los diputados de la oposición tienen muchos períodos ejerciendo esa representación popular, esperamos que cambien y dejen a sus familias y a quienes votaron por ellos un digno legado.

El cambio que revolucionará al País.

El cambio que enrumbará a Venezuela por el sendero del progreso, de la paz, seguridad, y propicia calidad de vida, es uno que trasciende el área política, intelectual, o emocional. Es un cambio en la esfera espiritual. No me refiero a lo religioso. A que cambies de religión, o te comprometa más con la que profesas.

El cambio que Venezuela necesita, que tú como venezolano necesitas es un cambio de rumbo, de dirección.

Tal vez vamos por el sendero errado ya que anhelemos un cambio de actores políticos.

El cambio que necesitas es volverte a Dios. Si has leído hasta aquí, te ruego leas hasta el final.

Tal vez estés desencantado de la religión, y de los religiosos. Y tienes razón, las religiones son intentos humanos de propiciar cambios, pero como son humanas no tienen el poder que necesitan para ejercer esos cambios.

Sin embargo cuando nos adentramos en la esfera espiritual y tienes un encuentro personal con Dios, vas a experimentar su poder transformador. Ahora esto es un asunto de fe, no que por leerlo acá ya estás entrando en un nivel espiritual, no. Para ello se requiere que hagas valer tu fe.

La Biblia la Palabra de Dios tiene respuesta a tus inquietudes, mira lo que expresa:

Lo que Dios quiere para ti:

11 Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis. 12 Entonces me invocaréis, y vendréis y oraréis a mí, y yo os oiré; Jeremías 29:11-12.

Como alcanzarlo:

2 Así ha dicho Jehová, que hizo la tierra, Jehová que la formó para afirmarla; Jehová es su nombre: 3 Clama a mí, y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces. Jeremías 33:3.

Una estrategia:

8 Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien. Josué 1:8.

Lo que Dios recomienda.

6 Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano. 7 Deje el impío su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos, y vuélvase a Jehová, el cual tendrá de él misericordia, y al Dios nuestro, el cual será amplio en perdonar. Isaías 55:6-7.

Busca a Dios, comprobarás el cambio en tu vida.

Versión de la Biblia: RVR60. Tomada de www.biblegateway.org

Imágenes: Google.

PARA QUÉ ELEGIR UN DIPUTADO A LA ASAMBLEA NACIONAL

Nuevamente el pueblo venezolano será convocado para elegir a los Diputados que le representarán en la Asamblea Nacional, durante el quinquenio 2016-2021; ante esta realidad, ¿Cuál debe ser el criterio para depositar la confianza en los candidatos propuestos? Si se hace un análisis objetivo, descarnado, a tono con la realidad, no se acudirá a las urnas electorales con muchas esperanzas.

Sitúese en los diferentes escenarios en que como venezolano es protagonista, para darse una idea de la eficacia de los representantes del pueblo.

Un Educador:

Recibe un sueldo que no se corresponde con su alta misión, ni labora en centros escolares aptos, ni le son respetados sus derechos constitucionales y humanos.

Todos los diputados están allí encumbrados porque un maestro contribuyó a su formación ciudadana elemental; más cuando el Presupuesto Nacional es debatido en Consejo de Ministros, y luego elevado para su aprobación a la Asamblea Nacional, este “detalle” pasa desapercibido. Ni una voz se escucha en el Hemiciclo de la Asamblea, ni siquiera de los honorables Diputados que además son educadores.

Aunque hay que reconocer que esta Administración Pública ha sido más solidaria, porque en administraciones anteriores los maestros hacían largas huelgas, para recibir un pírrico incremento de salarios, y de paso les descontaban los días que habían estado de paro legítimo.

Y qué decir de los educadores jubilados, los Diputados saben que ellos aprueban en el Presupuesto Nacional de cada año la partida para honrar las denominadas “jubilaciones” de los educadores, pero estos fondos son malversados. Se afirma que hay malversación porque injustificadamente se retarda por años el cumplimiento de este derecho laboral, social, y humano.

Un educador con 25 años de servicios, al ser jubilado tiene poco para júbilo; pues además de que le es descontada la “cesta ticket”, recibe el monto su “jubilación” hasta después de cinco largos años, con el correspondiente perjuicio por la devaluación del signo monetario.

Una pequeña empresa, que no tenga al día los  “beneficios” laborales de sus empleados, es multada, insolvente, hasta corre peligro de cierre de sus operaciones hasta que se ponga al día. ¿Qué ocurriría si esta norma se aplica el Ministerio del Poder Popular para la Educación?

También sabemos que esta situación es heredada, y que se hace un pequeño esfuerzo para subsanarlo.

Un educador se pregunta, sabiendo que la Asamblea Nacional tiene como competencia controlar a la Administración Pública, ¿Por qué los representantes y garantes de los derechos de los ciudadanos nunca han procurado subsanar efectivamente esta injusta situación? Ellos son corresponsables de este atropello a los derechos ciudadanos.

Igual sucede con la infraestructura escolar. La misma está en condiciones deplorables, ellos, los Diputados aprueban partidas en el Presupuesto con el fin de mejorarla. ¿Ha cumplido la Asamblea su función Contralora?

Situémonos en el escenario de una familia que por cualquier motivo tiene uno de sus integrantes en un Hospital. Los responsables de la salud del venezolano padecen igual que los educadores. Un médico que salva vidas, vive peores vicisitudes que las de los educadores. Y los pacientes sufren horrores indescriptibles, sin medicinas, ni alimentos; sin camas, hacinados; en ambientes contaminados.

Si nos situamos en el escenario de los presos, ¿Se respetan sus derechos y lapsos procesales? ¿Se respeta su integridad física? ¿Se valoran como humanos? ¿Se propicia su rehabilitación?

Podemos seguir enumerando escenarios, como el económico, el ámbito de la seguridad, vivienda. Servicios Públicos.

Cuando un vecino le pide a un Diputado que intervenga en la solución de un problema de “aguas negras”, por ejemplo, en su comunidad, él le va a responder que “arreglar cloacas” no es su competencia, que eso es responsabilidad del Alcalde de su Municipio, y le remite a la Dirección de Servicios Públicos Municipales, o como se llame.

Lo que éste ciudadano, representante suyo, evade es que él es integrante del Órgano Contralor de la Administración Publica, y está en la obligación de controlar que la Administración Pública cumpla su función.

De gran beneficio sería, incluso para el propio Gobierno Nacional, que los honorables Diputados cumplan las funciones y atribuciones que les corresponde, no se les exige más. Hasta ahora hemos visto, con desesperanza, que algunos Diputados responden a sus interese, al Partido que les postulo, o al “líder” que le auspició. Se ven las comunidades en la época electoral.

Apreciado Elector, Distinguido candidato que será postulado a las próximas elecciones, se quiere un cambio de paradigma en la Asamblea Nacional, un nuevo estilo de gestión, apegado a la Constitución. El clamor general es que los Diputados asuman responsablemente el Artículo 197, de la Constitución Nacional:

Los diputados o diputadas a la Asamblea Nacional están obligados u obligadas a cumplir sus labores a dedicación exclusiva, en beneficio de los intereses del pueblo y a mantener una vinculación permanente con sus electores, y electoras atendiendo sus opiniones y sugerencias y manteniéndolos informados e informadas acerca de su gestión y la de la Asamblea. Deben dar cuenta anualmente de su gestión a los electores y electoras de la circunscripción por la cual fueron elegidos o elegidas y estarán sometidos o sometidas al referendo revocatorio del mandato en los términos previstos en esta Constitución y en la ley sobre la materia.

Y claro está; que asuman igualmente todas las competencias que les asigna la Constitución de la República.

Es inoficioso juzgar el pasado, siendo que a esta Asamblea Nacional, le queda solo meses para culminar su período.

Lo deseable es que todos tomen conciencia de la importancia de postular candidatos que realmente representen a la ciudadanía, y exigirles que asuman sus responsabilidades con honor, con integridad, con respeto al ciudadano, y a la misma Constitución de la República.

Es tiempo que el soberano deje de serlo en papel, y en la retórica política, y comience a ejercer también su rol Constitucional.

Fuente:

  • Constitución de la República Bolivariana de Venezuela
  • Imágenes: Google