CAUSAS Y RESPONSABLES DEL ACCIDENTE EN BARAJAS

Existen maquinas desarrolladas por el hombre que han alcanzado un alto nivel de perfección.

Cuando de relojes se trata, de inmediato viene a la mente la marca Rolex, que por mucho tiempo ha sido considerada como sinónimo de calidad, excelencia, y precisión. Si una persona quiere significar que algo  funciona con un máximo de precisión,  dice que funciona como un Rolex.

Algo semejante ocurre cuando nos referimos a un automóvil. La marca Rolls Royce, por mucho tiempo ostentó la fama de ser un vehículo excepcional. En la actualidad varios fabricantes compiten para alcanzar ese nivel de aceptación: ser considerado como la mejor marca.

Un automóvil de la Fórmula Uno, utiliza la última tecnología disponible en los campos de la aerodinámica y de la mecánica. Se espera de un bólido que se desplace a velocidades superiores a 350 kilómetros por hora, que se desempeñe a la perfección. De ahí que las escuderías que compiten en tal categoría se esmeran en que sus monoplazas sean de los mejores, sin fallas, ni imperfecciones. Es que de ello depende, no solo la victoria, sino la vida del piloto.

Igual ocurre con cualquier otro dispositivo mecánico inventado por el hombre. La tendencia es alcanzar un alto nivel de perfección. Hace unos años se introdujo el lema de calidad y excelencia, cuando de productos se trata.

Su computadora, por ejemplo, es desechada generalmente por obsoleta; no por mal funcionamiento. Es posible que en su casa tenga todavía un “toca discos”. La marca RCA Víctor fue famosa; pues bien, es probable que tras cuarenta años de uso, el aparato aun funcione y deje oír su música, como en los mejores tiempos.

Si usted transita por una autopista y se le avería el automóvil; probablemente monte en cólera, y llegue tarde a la cita, de ahí no pasa la cosa; amen del costo de poner el auto a punto. Del mismo modo, en el caso que su computadora se “cuelgue”, o su reloj se atrase, pues los cambia simplemente, o los manda a reparar y asunto resuelto.

No sucede así con un avión. Este artefacto volador requiere, sin discusión ni controversias, que se desempeñe con una eficiencia, calidad y precisión, superior a la de un Rolex, por muy bueno que éste sea. Es que una falla en vuelo, por lo general culmina en una tragedia.

Es por lo tanto que los aviones se fabrican premeditadamente, con la intención de que su desempeño sea  perfecto, sin fallas. Y de igual modo se producen con un tiempo determinado de caducidad. Usted puede exhibirse por los alrededores de su casa en un automóvil antiguo, de colección. Los vecinos le envidiarán. Un automóvil, mientras más viejo y original sea, adquiere gran valor.

Un avión es diferente. Cuantas más horas de vuelo posee, mayor es la depreciación, tanto como el costo de su mantenimiento; puesto que hay que conservarle en óptimas condiciones de funcionamiento. Según los expertos, un avión con diez años de uso, es totalmente diferente al que salió de la fabrica, puesto que frecuentemente se desarma casi en su totalidad y se le cambian las piezas, según un programa de mantenimiento establecido por el fabricante.

El avión siniestrado en Barajas  un McDonnell Douglas MD-82, fue desarrollado específicamente para alcanzar las necesidades de operadores de rutas de corto y mediano alcance, que requirieran un avión de mayor capacidad,  su producción comenzó en el año 1980, y se dejó de fabricar en 1999.

El MD-82 accidentado, bautizado como Sunbreeze, tenía quince años de antigüedad. Se sabe que la vida media de un avión es de unos 30 años. El aparato, de matrícula EC-HFP se entregó para comenzar a volar en 1993, a la compañía Korean Air.

El avión tiene dos motores Pratt & Whitney JT8D-217A/C en la zona de la cola.

El el antes indicado MD-82, pasó la revisión anual el 24 de enero de este año, realizada por personal propio de la compañía;  desde entonces no ha registrado incidencias, informó el director comercial operativo de Spanair, quien no ha indicado las posibles causas del accidente.

El vicepresidente de la Asociación de Líneas Aéreas (ALA), aseguró que los aviones de la serie MD se están retirando de forma paulatina, por la gran cantidad de combustible que consumen, pero no porque tengan problemas.

Son “perfectamente útiles” para volar. En los Estados Unidos hay “montones” de MD, y en España hay operativos entre 70 y 80, añadió,  “todos están funcionando perfectamente en todo el mundo”. El antes señalado vicepresidente de ALA, descartó así que estos aviones sean demasiado viejos para volar, y que el accidente  haya podido deberse a este motivo.

El aparato tiene una longitud de 45,1 m y una envergadura de las alas de 32.8 m. La altura hasta el punto más alto del avión es de 9.05 m. Normalmente requiere nueve tripulantes, entre pilotos y personal de vuelo.

Spanair tiene en su flota, formada por 63 aviones, un total de 36 unidades de la serie MD, 17 Airbus A320 y 7 Boeing B717.

Según Boeing, los MD-80 son más seguros que el promedio de las aeronaves.

“La tasa de accidentes fatales por pérdida del casco, para los MD-80, es de 0,34 por ciento por cada millón de salidad”, dijo el portavoz de Boeing. Esto significa un accidente serio que involucre víctimas fatales por cada 3 millones de despegues.

En cuanto a la investigación sobre las causas del accidente, tres organismos, principalmente, están interesados en que el mismo se clarifique sin dejar duda alguna; para salvar sus responsabilidades:

La empresa fabricante, ya que su prestigio y buen nombre puede ser afectado, en caso que se compruebe fallas en el diseño, estructura y operatividad del mismo. La empresa propietaria, responsable del mantenimiento del aparato, y reposición de piezas y sistemas obsoletos. Los gremios de pilotos, para salvaguardar posibles responsabilidades de fallos humanos por parte de la tripulación.

Evidentemente la tragedia tiene una causa, y una responsabilidad. Llegar a las últimas consecuencias es necesario, en memoria de las víctimas inocentes de la tragedia, y en resguardo de los millones de pasajeros que confían sus vidas a las aerolíneas encargadas del transporte aéreo.

Los Gobiernos Nacionales no pueden evadir responsabilidad, puesto que a ellos les corresponde supervisar que las empresas que prestan servicios de transporte aéreo lo hagan superando los estándares de seguridad, puesto que se juega la vida de los pasajeros.

Las empresas de aviación comercial, y las aseguradoras responderán para reponer el avión, y pagar las indemnizaciones a los familiares de las víctimas; pero jamás podrán reponer las vidas de aquellos que fallecieron producto de un error, sea humano, o atribuible a la máquina.

Uno espera que en lo tocante a la aviación, el porcentaje de accidentes sea CERO por millones de despegues, o de horas de vuelos de las aeronaves.

Es decir, reducir a cero los errores humanos, o mecánicos. Ello es posible con un riguroso e inexorable programa de mantenimiento de los aviones; gracias a descontinuar los mismos a causa del tiempo de uso;  a un entrenamiento permanente para que la tripulación mantenga igualmente en cero su promedio de fallas; y que lo financiero no se anteponga ante los intereses de los pasajeros, que son quienes al final ponen el dinero y la vida en manos de las empresas de aviación comercial.

Una Voz en el Camino.

Fuente: elmundoes.

Anuncios

EL ACCIDENTE AEREO DE BARAJAS

Los diecinueve sobrevivientes del fatídico vuelo JK 5022, que partían desde Barajas rumbo a la Gran Canaria, a bordo de la aeronave MD-82 de la Compañía SPANAIR; jamás olvidarán la experiencia vivida aquel miércoles.

Ellos formaban parte de las 172 personas que se encontraban en el avión, que por causas desconocidas se precipitó a tierra cuando apenas su tren de aterrizaje se despegaba de la pista. Tras el impacto la aeronave explotó, por lo cual algunos de los pasajeros fueron despedidos violentamente, circunstancia que les salvó la vida.

El resto infortunado, quedó carbonizado en el interior del avión, y otros fueron esparcidos por el terreno circundante, quedando adheridos a las rocas o a la vegetación del mismo.

 

[foto de la noticia]

Según los expertos, el piloto levantó el vuelo, entonces probablemente falló el motor, los pasajeros debieron escuchar un ruido parecido a “unas latas que se mueven con algo en su interior”, el comandante se dio cuenta y empezó a corregir, pero en ese momento algo pudo dañar la dirección, se quedó sin control y el avión cayó del ala derecha.

Un avión es una de las máquinas inventadas por el hombre, que se ha convertido en una de las más confiables y seguras del mundo. Es por ello que  la aviación forma parte de las actividades igualmente más seguras que realiza un ser humano. Si se contabiliza la cantidad de aviones que diariamente surcan los cielos, tanto de empresas públicas como privadas, y se verifica la cantidad de accidentes fatales; podrá concluirse que la proporción es mínima.

Estudios a este respecto señalan que los accidentes ocurridos por fallas mecánicas son aproximadamente el 20%; mientras que el 80% restante, corresponde a los humanos.

No ocurre así con el automóvil, que es una maquina mortal. Diariamente se suceden miles de accidentes automovilísticos fatales alrededor del mundo, pero ya ello dejó de ser noticia de primera plana.

Un accidente de avión es diferente, se constituye en una tragedia que ocupa la atención del mundo por lo inusual, dramático, y la cantidad de personas que perecen simultáneamente.

Tal es el caso del MD-82 fabricado por la compañía McDonnell Douglas, perteneciente a Boeing; con matrícula EC-HFP, bautizado ‘Sunbreeze’, que voló por primera vez en 1993, y que fue adquirido por Spanair a la compañía Korean Airlines hace nueve años.

Según las fuentes, todo apunta a que el fallo del motor izquierdo provocara su rotura interior y salieran piezas despedidas, que actuaron como “misiles”.

Estas pudieron dañar el timón de dirección de la parte izquierda del avión o el motor derecho, ya que en ese tipo de aeronave los motores se encuentran pegados al timón en la cola.

Las mismas fuentes han descartado el error humano en el accidente de Barajas porque “sólo se atribuye cuando no se ha seguido el procedimiento de emergencia” y “no cabe ninguno” si la explosión del motor es tan severa como para dejar el avión ingobernable, que es lo que parece que ocurrió.

Cuando se dice error humano, la generalidad de personas piensa en posibles fallos de los tripulantes de la aeronave. Tal como presuntamente ocurrió en el trágico vuelo de la compañía venezolana Santa Bárbara, que se estrelló poco después de despegar del aeropuerto de la ciudad de Mérida, Venezuela, en febrero de este año. Según se desprende de las evidencias obtenidas en las grabaciones de la caja negra del avión, cuyas copias circulan por la red.

El error humano puede ser definido  como una tarea, labor  o función realizada por debajo de los límites aceptables, o calificada  como menos que bueno.

Conforme este concepto, el error humano presuntamente estaría presente en la totalidad de accidentes, sea de un avión, o de cualquier otro dispositivo mecánico inventado y manipulado por el hombre.   

En este orden de ideas, el error puede ser cometido por la tripulación del avión, al incumplir los procedimientos establecidos; que por cierto, y de acuerdo con los informes preliminares, no es este caso. O tal vez, cometido por los mecánicos encargados del mantenimiento de la aeronave, al no realizar las tareas adecuadamente. O a los controladores del vuelo, que desde su torre fallan en sus directrices hacia la tripulación y demás aeronaves alrededor. Aun puede ocurrir fallas a causa de los administradores quienes al flexibilizar los controles y normas de seguridad y mantenimiento, por motivos económicos, ponen en riezgo el buen funcionamiento del avión. Y hasta deberse a la empresa propietaria del avión que le mantiene en servicio, aun cuando ya caducó su tiempo de vida útil.

Muchos conservan en su mente,  la dramática imagen de la bola de fuego resultante de la explosión del Challenger, cuando se elevaba raudo por los cielos. Posteriormente, en la película del despegue se veían nubes de humo que salían de las junturas del cohete impulsor SRB de estribor. 

La comisión encargada de  investigar el accidente llegó a la conclusión de que los aros de goma, que debían haber sellado la junta entre los segmento del cohete impulsor, habían fallado en el despegue.  Al parecer, el fallo se debió a un diseño defectuoso, vulnerable a diferentes factores.  Concluyeron que esos factores fueron: los efectos de la temperatura, las dimensiones físicas, las características de los materiales, lo efectos de la repetición del uso, el tratamiento, y la reacción a la carga dinámica.

Para 1986 se habían realizado 24 misiones de transbordadores; y el Challenger había viajado al espacio nueve veces.  Pero esa misión, la décima, tenía un objetivo particular.  Era un ejercicio de relaciones públicas. Iba a ser el primer cohete espacial estadounidense en el que viajaría un ciudadano de a pie.  La NASA (National Aeronautics and Space Administration) estaba deseando demostrar lo seguros que eran los viajes espaciales.

El resultado fue tan inesperado como trágico.

De acuerdo con fuentes ligadas a la investigación del accidente en Barajas, los resultados de la misma se obtendrán en aproximadamente un año. Tiempo en el que se analizarán concienzudamente todos los elementos y factores que posiblemente intervinieron en el fatal desenlace.

Mientras tanto, lamentamos con España esta tragedia. El mundo se conmueve y llora  esas muertes, y da gracias al Creador por los sobrevivientes.

Tiempo para reflexionar sobre la responsabilidad que tienen  los encargados de mantener en el aire a los aviones, para que no se precipiten más.

Una Voz en el Camino.

Fuente: elmundo.es España

LA LECCION DE LOS COMICIOS DE NOVIEMBRE

Cuando el 6 de diciembre del año1998, el pueblo venezolano se volcó a las urnas electorales para votar por el actual presidente de Venezuela, lo hizo con la intención de romper con la decadente denominada Cuarta República.

Los movimientos estratégicos de los partidos, los acuerdos de última hora, la imprudencia de los líderes de las agrupaciones políticas, de organismos gremiales y empresariales, tanto como el intento de los mismos de mantenerse en el poder, dándole la espalda a los intereses del país, y una pésima gestión de los últimos gobiernos; fueron las góticas que desbordaron la paciencia de los venezolanos, y la confianza en los partidos  y sus lideres tradicionales.

Previo a esas elecciones, que cambiaron el rumbo del país, la población estaba defraudada y molesta por el incumplimiento de las promesas que en cada proceso electoral se le ofrecían. Había un malestar general, y en el ambiente se respiraba un deseo de cambio. La gente que desde el 58 había cifrado sus esperanzas en los partidos del estatus, estaba defraudada, y había roto el nexo que a ellos les unía, y se preparaba para la ruptura final. La que materializó en las urnas aquel día 6 de diciembre del 98.

Han pasado diez años, y lo que estamos observando en el actual proceso previo a las elecciones del 23 de noviembre, no es muy esperanzador. Las cosas al parecer no han cambiado.

Los partidos se han constituido en portavoces de la sociedad venezolana, por lo cual vemos a sus connotados dirigentes declarar continuamente en los medios; expresando lo que supuestamente aspiran los venezolanos, que no es otra cosa que investir a su candidato como el abanderado en los venideros comicios.

Los partidos se han enfrascado en una lucha por mantener la unidad, la cual simple y llanamente esta representada en aceptar a los candidatos que los partidos más poderosos proclamen. Las aspiraciones de la gente, su deseo de cambio, su lucha para que le satisfagan sus necesidades; el que se haga una gestión eficiente, y se recoja la basura, que cuando se abra la llave del fregadero halla agua, que las calles estén iluminadas, es decir que los Gobernadores y Alcaldes cumplan las competencias establecidas por ley, están en un segundo plano.

Esa unidad significa que hay que repetir e imponer a los candidatos de los partidos, como si en Venezuela hubiese escasez de talentos para asumir tales funciones. Con sus correspondientes excepciones. Hay exgobernadores que antes de poner su nombre como aspirante ya galopaban en las encuestas, porque eran los candidatos de la gente, del pueblo. Hubo casos que a un candidato se le quiso cerrar el paso, en nombre de la supuesta unidad, porque no respondía a los lineamientos de los partidos. Al final la sensatez se impuso. No solo sensatez, sino el hecho de que aun solo, ese aspirante ganaba los comicios.

Entre líneas uno puede percibir que el perfil ideal del candidato único, tiene un elemento sine qua non: Que sea antichavista, en el caso de la ahora denominada disidencia; o sea antiescualido, y no aparezca en la lista Tascón, para los oficialistas. Eso suena bien para los radicales, quienes están en irreconciliable oposición. Unos al lado del Presidente, los otros opuestos a él.

Más los venezolanos que no ocupan posiciones radicales, que no son antinada, siguen olvidados. Sus aspiraciones siguen insatisfechas. Esta significativa y numerosa población no ve despejado el panorama.

Uno retrocede diez años, y observa los mismos actores, los mismos partidos, la misma frustración; con una diferencia, ahora esos actores, y esos partidos no representan a la mayoría de los venezolanos. Analicemos el comportamiento electoral de la población en los últimos comicios, notaremos que los grandes partidos no tienen seguidores, no tienen votos. Esta fue una de las razones por las cuales no se atrevieron a postularse para las elecciones de diputados a la Asamblea Nacional. Las encuestas no les eran favorables.

Actualmente la gente ha despertado, y cambiado su actitud. La sociedad civil valora a los candidatos por sus cualidades personales, su carisma, su desempeño, su trayectoria, su currículo. No solo el hecho de ser postulado o no por un partido. En muchos casos los candidatos, por su personalidad, son los dueños de los votos, trascendiendo de ese modo a los partidos.

Ahora bien, uno no esta en contra de los partidos, ellos son los medios ideales y constitucionales para canalizar la determinación y el sentimiento de los venezolanos. Lo que es mal visto por los ciudadanos, y además rechazado, es que los partidos sean dirigidos por lideres fundamentales, que se apropian de los partidos y de la voluntad de las mayorías; un liderazgo que se renueva en forma vegetativa. En la Universidad una persona se inicia como contratado, luego tiene la posibilidad de ascender en el escalafón, hasta ser profesor titular, luego se retira; en el Ejercito, un muchacho se inicia como subteniente, luego puede ascender hasta General en Jefe, finalmente se retira. No así en la generalidad de partidos, cuando una persona alcanza la jefatura del mismo, no la suelta más; hasta que las condiciones de salud y edad se lo permitan.

Uno de los cuestionamientos más duros contra el actual presidente, es su intención de alargar indefinidamente su estadía en Miraflores; ello le costó el último referendo. Sin embargo  ¿No existe en la mente de la mayoría de dirigentes de los partidos la misma intención? Revise quienes están al frente de los partidos; observará los mismos nombres décadas, tras décadas.

Sin menospreciar a los distinguidos lideres de los partidos, y aspirantes a las Alcaldía y Gobernaciones, uno se pregunta: ¿Es que en Venezuela se agotó la reserva de talentos?

Si los partidos y sus dirigentes no son renovados, seguirán quebrados. Se habla de cambio de paradigma, de posmodernidad, de la Venezuela del Siglo XXI, pero hasta ahora tales perspectivas no han llegado a las organizaciones que sirven de sustento al sistema democrático venezolano. Cuando ello ocurra daremos un salto, ni siquiera al futuro, sino a los años ya superados por muchos países que hoy se consideran desarrollados, potencias mundiales. Como por ejemplo la China.

Entre tanto, seguiremos esperando que ocurra ese cambio en nuestros dirigentes y los partidos que representan.

En lo que corresponde a la unidad, es un hecho cierto que la verdadera unidad se materializará el 23 de Noviembre, cuando los electores acudan a las urnas para elegir a la persona que consideren con meritos para investirles de Gobernadores y Alcaldes. La población electoral ha madurado. Si la unidad impuso un candidato, los electores canalizaran sus aspiraciones votando por el de su preferencia, o absteniéndose, así de sencillo. Una lección de democracia.

Este proceso nos sirve para reflexionar sobre lo que ocurrirá en los próximos comicios para elegir el Presidente. Venezuela no quiere que los mismos actores rechazados en el pasado mantengan sus aspiraciones, restando posibilidades a la nueva generación, a nuevos talentos. Uno escribe estas líneas con dolor, puesto que se trata de notables venezolanos, que una vez fueron valuarte de las luchas de clases, que promovieron la democracia, que marcaron una época, admirados y queridos por todos. Pero que hoy deben ir al retiro, y desde esa posición de privilegio constituirse en sabios consejeros y guías de las nuevas generaciones. Queremos recordarles como facilitadores en la formación de nuevos talentos, no como obstáculos a la generación emergente.

Una Voz en el Camino.

 

 

 

JUEGOS DE GUERRA

Entra tanto que Beijing es iluminada por los fuegos artificiales y el sonido de tambores en el inicio de los Juegos Olímpicos; en Georgia, un país que antiguamente formó parte de la Unión Soviética,  se despliegan fuegos que iluminan su cielo, y ruidos de tambores; pero estos corresponden a un enfrentamiento que nada tiene de deportivo.

Paradójicamente, mientras se celebran las Olimpiadas, época en que se abre un compás para la paz, y cientos de deportistas luchan por alcanzar una presea dorada; soldados rusos y georgianos se enfrentan para obtener como presea un pedazo de territorio, el suelo de Osetia del Sur.

El conflicto comenzó a principios de agosto,  cuando el Ejército georgiano trató de tomar por sorpresa Tsjinvali, la capital de Osetia del Sur, región que se separó de hecho a comienzos de la década de los 90 tras el hundimiento de la URSS. La respuesta de Rusia a los movimientos militares georgianos fue fulminante.

Declaración de Georgia

Moscú envió tanques a la provincia separatista de Osetia del Sur y uno de sus aviones bombardeó un pueblo de Georgia, agravando un conflicto que ya ha costado la vida de cientos de personas. El riesgo de que el conflicto se convierta en una guerra de mayor alcance aumentó cuando los separatistas de la región de Abkhazia, también respaldados por Rusia, atacaron con artillería y aeronaves a las fuerzas georgianas. El ministro de Relaciones Exteriores de Georgia afirmó que el país se encontraba en “un estado de guerra”, y acusó a Rusia de comenzar una “agresión militar masiva”‘.

Grandes destrozos

Los osetios fueron una de las pocas tribus caucásicas que se aliaron desde el primer momento, en el siglo XIX, con los rusos; y Moscú ha pagado esa lealtad de siglos que siguió durante el comunismo otorgándoles la nacionalidad. Es la primera vez que tropas rusas cruzan una frontera reconocida internacionalmente para combatir en otro país desde que lo hicieron bajo la bandera de la URSS en Afganistán en 1979

Mijaíl Saakashvili, presidente de Georgia denuncio que “Rusia ha lanzado una invasión militar a gran escala contra Georgia”, y  decretó el estado de guerra durante 15 días, medida que fue refrendada por su Parlamento. El líder georgiano ha dado también la orden de movilizar a la población masculina de entre 25 y 40 años con instrucción militar en el último trienio (unas 100.000 personas) y de repatriar a los 2.000 soldados destinados en Irak para que puedan sumarse a la lucha.

Por esta causa, los deportistas georgianos que participan en los juegos olímpicos estuvieron  a punto de partir para su país, con el objeto de alistarse al ejército y participar en la guerra en defensa de su patria. Un brusco cambio de escenario. En lugar de competir en un ambiente de paz y armonía olímpica; a luchar por en un pequeño territorio, que constituye un valioso trofeo por su posición geográfica estratégica.

Mientras tanto, la vía diplomática para buscar una salida al conflicto ha fracasado hasta el momento. Ayer, el Consejo de Seguridad de la ONU renunció, en la tercera reunión que celebraba en menos de 48 horas, a la posibilidad de emitir un llamamiento conjunto al alto el fuego en la zona de conflicto por falta de consenso.

Por su parte el Comité Olímpico Internacional (COI) expresó que estaba entristecido por la escalada del conflicto entre Rusia y Georgia. “Esto no es lo que el mundo quiere ver. Es lo contrario de lo que los ideales olímpicos defienden”, dijo ante los periodistas el portavoz del COI, Giselle Davies horas antes de que se celebrase la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos.    “Sólo podemos defender el ideal de cómo el deporte puede unir a las personas. Es una cuestión muy compleja aunque el COI no puede dar una perspectiva de lo que está pasando”, agregó Davies.

Constituye un desafío para la humanidad, el que los conflictos puedan resolverse por la vía diplomática, no a través de la guerra.

Nuestra supervivencia de ello depende.

Una voz en el Camino

 

 

Pefil psicológico de Roxana Vargas

Un nuevo giro toma el caso de la estudiante de periodismo Roxana Vargas, cuyo cadáver fue encontrado en un paraje abandonado en la ciudad de Caracas.

A solicitud del Ministerio Público, se le realizará una autopsia psicológica. Este estudio se trata de una evaluación post mortem de la víctima, el cual se encargará de analizar el estado mental de la estudiante, sustentado con información obtenida a través de las personas más cercanas a ella. Por este motivo, familiares de la víctima y personas ligadas a su entorno, serán interrogadas por los expertos forenses encargados de realizar el estudio.

El análisis consiste en la evaluación de la conducta y socialización de Roxana Vargas, sus relaciones más cercanas, el contenido del diario personal que fue consignado ante el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc); y hasta el blog que la joven presuntamente escribió y publicó en Internet. Además se estudiarán los diagnósticos de los tres especialistas que la trataron para evaluar su condición mental. Se espera que se incluya el diagnóstico que de la víctima hizo el doctor Chirinos, para constatar si la evaluación hecha por este fue acertada.

Ahondando sobre la autopsia psicológica,  es considerada como un proceso de recolección de datos de la victima, que permite reconstruir su perfil psicológico y el estado mental antes del deceso. Para el desarrollo de dicho procedimiento, es necesario el trabajo interdisciplinario entre médicos, abogados, criminólogos, psiquiatras y psicólogos forenses.

Esta técnica pericial surge en los Estados Unidos, como una necesidad administrativa de definir la etiología médico legal en los casos de muertes dudosas, donde no se contaba con los elementos suficientes para afirmar si se trataba de un suicidio o de un accidente.

Diversos autores plantean que para la realización de la autopsia, se debe tener en cuenta varias categorías entres las cuales mencionan: el estilo de vida de la victima, historia de vida, problemas económicos o sociales, relaciones interpersonales, rasgos de la personalidad, intentos de suicidio, posibles enemigos, entre otros.

Los principales objetivos de la Autopsia Psicológica se dividen en cuatro:

1.     Determinar la manera de la muerte en casos de equívocos que necesitan ser distinguidos. Las maneras de muerte son: natural, accidental, suicidio y homicidio.

2.     Averiguar el momento y el tiempo en el cual se produjo la muerte; para esto, el investigador debe indagar acerca de diferentes situaciones de la vida del occiso y tratar de relacionarlas con el hecho.

3.     Obtener la información suficiente para evaluar los datos obtenidos de diversos intentos de suicidio, con el fin de prevenir dichos intentos y la letalidad de los mismos.

4.     Terapéutico para la familia y los amigos del occiso. La entrevista y la investigación en general son mecanismos terapéuticos, ya que permite comunicar pensamientos y sentimientos sobre la persona fallecida; de igual forma, la percepción que cada uno tiene sobre la muerte de aquella persona cercana, que por lo general es de culpa, dolor, vergüenza, resentimiento, entre otras.

Como parte de la investigación criminal, la Autopsia Psicológica también logra establecer el círculo de sospechosos en los homicidios de autor desconocido, al caracterizar a la víctima con sus conflictos, motivaciones y estilos de vida; se les ofrece a los investigadores policiales elementos de probabilidad en cuanto a posibles autores, quienes tendrían interés en vincularse a este tipo de personas.

En relación con las fuentes de información se debe seleccionar, por lo menos, dos fuentes con el objetivo de cruzar los datos ofrecidos en busca de confiabilidad. Se deben seleccionar parientes de primera línea, convivientes, allegados o médicos de asistencia.

También se plantea que debe tenerse en cuenta la revisión de documentación adicional y disponible tales como: historias clínicas, expedientes medico-legales, expedientes judiciales, así como, cartas, diarios, notas, poemas, entre otros.

Para proporcionar ésta prueba judicial, las ciencias forenses como la psiquiatría y la psicología enfrentan a menudo tareas muy difíciles, tales como determinar el estado mental de un acusado en el momento de los hechos; peor aun, cuando ha transcurrido algún tiempo desde el momento de su ocurrencia. En ocasiones, la labor del psiquiatra o psicólogo se vuelve más compleja cuando se trata de determinar el estado mental de una persona, ya fallecida, en el momento de su muerte.

No obstante, la vida psíquica del ser humano deja huella de una u otra forma en documentos, obras de arte, espacios habitados a lo largo de su existencia, en la forma como se relacionaba con las otras personas, etc.

El aspecto principal de la Autopsia Psicológica es el proceso en sí mismo, y el modo como se llevan a cabo las cosas. Dicho proceso parte desde el mismo lugar de los hechos, en el cual no sólo se pueden levantar huellas por los peritos en criminalística; también se pueden levantar las huellas psicológicas, que quedan impresas en los lugares en que estuvo la víctima, y en las personas que interactuaron con ella. La función del psicólogo o del psiquiatra que realiza el peritazgo es decodificar e interpretar las señales que emite la escena del crimen.

Una vez recogidos todos los elementos necesarios para conformar una caracterización de la victima, se realiza una discusión colectiva en la cual participan los peritos y los investigadores policiales; los cuales ofrecen un informe pericial en términos probabilísticos, pues se trata de una evaluación indirecta, y de conclusiones inferenciales que cobran valor solo al sumarse el resto de los elementos criminalísticos, policiales y medicolegales.

En el caso del doctor Chirinos, mientras el proceso legal sigue su curso, continúa en su detención domiciliaria. Se ha informado que no esta atendiendo consultas regulares, pero si esta tratando emergencias.

La psiquiatría forense dará su aporte para esclarecer la verdad de los hechos, o la verdad jurídica.

Fuente:

notitarde.com

psicologiajuridica.org

ROXANA VARGAS: LA VERDAD JURIDICA

Paulatinamente va decreciendo el sensacionalismo alrededor de la muerte de la estudiante de periodismo Roxana Vargas. Queda tan solo el recuerdo nostálgico entre quienes la conocieron y estimaron; y las candentes confesiones escritas en sus páginas que navegaran por la Internet durante tiempos inmemoriales.

No así ocurre con el otro protagonista de esta tragedia, quien cobra notoriedad debido a la posición que ocupa en medios profesionales, académicos y políticos; por las inquietantes revelaciones sobre su práctica profesional; y por todo lo que le relaciona con la estudiante hasta el día de su fallecimiento.

Sobre el doctor Chirinos es interesante la variedad de opiniones, y posiciones que mucha gente ha asumido. Algunos le defienden fervorosamente, en tanto que otros le señalan como culpable y piden para el la aplicación de todo el peso de la ley; otros simplemente esperan que surja  la verdad y se haga justicia.

Sobre este particular se plantea una situación que marcará al doctor Chirinos por el resto de su vida: La verdad.

La Verdad generalmente se define como la conformidad existente entre lo que se expresa y la situación real de algo, o el concepto real que se tiene acerca de un tema. Sobre la verdad existe una amplia discusión entre filósofos; mas siempre estará relacionada con los hechos reales, con la realidad de las cosas.

Por el caso que nos ocupa, existen dos verdades: La verdad relacionada con la realidad del hecho; lo que realmente ocurrió aquella trágica tarde sabatina; y la verdad jurídica, la cual saldrá a relucir durante el proceso.

En el caso de la verdad que denominaremos “real”, es conocida tan solo por quienes estuvieron presentes cuando ocurrió el desenlace de la estudiante. La víctima, quien se llevó a la tumba la verdad del hecho. La presunta tercera persona que participó en el hecho, de la cual solo hay evidencias circunstanciales. Y el doctor Chirinos quien tiene en su mente los hechos tal y como sucedieron, por lo cual es el único poseedor de esta verdad; hasta que aparezca el tercero, si es que existe realmente tal persona.

Solo el doctor Chirinos conoce sin lugar a dudas la verdad. Su mente en este preciso instante le acusa como culpable, si lo es; o le declara inocente, igualmente, si lo es.

En cuanto a la verdad jurídica será sentenciada por el juez de la causa, con base a un convencimiento, fundado en derecho y basado en pruebas concluyentes, apegado al procedimiento legal vigente. Es decir el juez alcanzará la verdad jurídica a través de un procedimiento establecido en el código, interpretando las pruebas y contra pruebas legalmente fundadas.

Hipotéticamente, la verdad “real” y la jurídica a veces no coinciden; por circunstancias difíciles de comprobar. Imaginemos el insólito caso de una persona que llegue a la oficina de un amigo, y encuentra el cuerpo del mismo tirado en la alfombra, con un puñal enterrado en el pecho; el hombre al ver a su amigo en ese estado se abalanza sobre el cuerpo, le ausculta para comprobar si aun esta con vida, e impulsivamente toma el puñal con sus manos y lo levanta, sacándole del cuerpo sin vida. En ese instante entra un hermano del hombre que yace en la alfombra. Usted puede completar el relato. Existe en este caso la verdad del amigo que quiso hacer algo a favor de la víctima, y una verdad del hermano. En un juicio sobre este caso, ya usted puede imaginar cual es la verdad jurídica.

Es por ello que en los juicios reflejados en películas norteamericanas, el jurado nunca emite una sentencia en la que se dice que el indiciado es “inocente”, el jurado sentencia “no culpable”. Es decir, hasta donde legalmente se ha demostrado, no hay evidencias sin lugar a dudas de que el acusado es culpable.

En el caso del doctor Chirinos, la situación es compleja, y el resultado final depende de la pericia de los actores. Pues para esclarecer el hecho, se requiere de la Fiscalía del Ministerio Público, y de los cuerpos de investigación, resultados concluyentes. Pruebas que no dejen lugar a dudas. Por su lado los defensores del doctor Chirinos  van a oponer pruebas a favor de su defendido y a desvirtuar las que presente la parte acusadora.

Como ocurre que en el caso de Roxana Vargas no hay testigos, probar la autoría material del hecho no será asunto fácil. Aunque se habla de un tercero que por lo menos participó en el traslado del cadáver de la estudiante.

Hay evidencias sin lugar a dudas de que se comunicaron ese día por vía celular, que la joven murió en el consultorio del psiquiatra, y que fue trasladada al parque donde apareció su cadáver. Nada más, hasta este momento.

Entonces la investigación enfrenta varias hipótesis.

Primera: que la joven resbaló y cayó golpeándose fatalmente. Un accidente, donde no hay culpable.

Segunda: que forcejearon, por lo cual sin ánimo criminal el psiquiatra empujo a la estudiante, la cual al caer se golpeo el cráneo y murió: Homicidio culposo

Tercera: que enojado por la impertinencia o alguna amenaza de la joven, el psiquiatra fuera de si la empuja matándola. Homicidio intencional.

Cuarta: un tercero, defendiendo al psiquiatra empuja a la joven, con el resultado ya conocido. Homicidio culposo. En este caso el doctor Chirinos es inocente; lo más que se le podrá acusar es de cómplice, o encubridor.

Pero estas son hipótesis, conjeturas, descripciones de lo pudo haber ocurrido. Tal vez los hechos reales de aquel sábado al atardecer, son muy diferentes a lo que imaginamos.

Es mas, hasta ahora no se demostrado que el doctor Chirinos estaba en la escena del crimen. Es su consultorio, la sangre corresponde a la joven, fue arrastrada por la alfombra, hablaron por teléfono esa tarde. Tan solo esos hechos.

La verdad “real”, lo que ocurrió realmente ese sábado en su consultorio, lo sabe el doctor Chirinos. Pero la verdad jurídica tiene un largo recorrido para ser declarada. Corresponde al Juez, conforme al procedimiento legal y con pruebas indubitables, determinarla.

Sea cual fuere el resultado final del juicio; sea cual sea la verdad jurídica. Aun cuando el tribunal le exculpe, y en su mente se sienta inocente; el doctor Chirinos quedará marcado para siempre, en su conciencia permanecerá el imborrable recuerdo de la desaparición injustificada de una joven vida, lo cual jamás debió ocurrir en su consultorio.

Una Voz en el Camino.