¿POR QUÉ ESTAMOS EN CUARENTENA?

Estamos ante un hecho histórico de proporciones inimaginadas, la declaración de Pandemia al coronavirus por parte de la OMS, y las medidas extremas para evitar su contagio, una de ellas la Cuarentena Social; las consecuencias de la Pandemia en su totalidad la evaluarán las generaciones futuras, así como nosotros consideramos a la Peste Negra ocurrida en Europa.

Qué diferencia hay entre pandemia, epidemia y endemia

La Peste Negra fue la pandemia de peste más devastadora en la historia de la humanidad que afectó a Eurasia en el siglo XIV y que alcanzó un punto máximo entre 1347 y 1353. Es difícil conocer el número de fallecidos, pero según las estimaciones realizadas posteriormente fueron alrededor de 25 millones de personas tan solo en Europa.

Por todo aquello, la irrupción del coronavirus en el escenario mundial puso en alerta a todos los organismos de salud; que para evitar su propagación la OMS, recomendó a los gobiernos tomar medidas extremas para evitar su contagio y propagación; por lo cual en Venezuela, atendiendo la recomendación se decretó Cuarentena Social por el lapso de 30 días, contados a partir del diecisiete de marzo pasado.

¿Qué es una cuarentena? ¿Cuál es su origen? La palabra cuarentena deriva de la expresión latina  quadraginta, que significa cuatro veces diez, y se utiliza en medicina para indicar el tiempo de aislamiento de un enfermo para evitar la propagación de una enfermedad; el término se comenzó a usar en Venecia en el siglo XIV  para indicar el tiempo de aislamiento de 40 días que se le hacía a las personas sospechosas de portar la peste bubónica durante la pandemia de Peste negra.

Diario de una madre en cuarentena | Día 4: Depresión

La expresión es equivalente a cuaresma, término utilizado en el catolicismo para indicar el tiempo de abstinencia y ayuno​ de 40 días previos a la cena de Pascua, por lo tanto comienza el miércoles de ceniza, posterior al Carnaval, y corre hasta el día jueves de la semana de la Pasión de Cristo, que este año corresponde al 9 de abril próximo, es decir, estamos en cuaresma.

Estas prácticas de la cuarentena, en medicina; o de la cuaresma del catolicismo, tienen su origen en la Biblia, se asocia al significado del número cuarenta.

En Levítico 12:1-8 se establece a la mujer un período de cuarentena después del parto, hoy conocido como puerperio, ¿Por qué ese período de tiempo? Este lapso de 40 días es el tiempo requerido para que los órganos internos femeninos vuelvan a su estado normal.

¿Por qué en Venecia se estableció la cuarentena de cuarenta días? En ese momento quienes se habían visto infectados por la misma y habían conseguido sobrevivir se establecía que deberían pasar cuarenta días aislados antes de poder volver a relacionarse con el resto de ciudadanos.

El Número Cuarenta en la Biblia.

En la Biblia, algunos números utilizados, se mencionan como símbolos, con un significado que trasciende lo puramente numérico. Veamos el simbolismo del número cuarenta.

Como se dijo antes, cuarentena proviene del latín quadraginta, que significa cuatro veces diez. El número cuatro, y el diez, son simbólicos.

El número cuatro simboliza espacio, tierra, mundo, cosmos, lo terrenal, porque cuatro son los puntos cardinales, Génesis 2:10; Isaías 11:12; Ezequiel 37:9; en tanto que el diez simboliza totalidad de capacidad, habilidad, poder humano, diez son los dedos de las manos, diez los de los pies, diez mandamientos.

El número cuarenta (cuatro veces diez) aparece 148 veces en la Biblia, y la expresión cuarenta días, aparece veintiocho veces, en la versión RVR60.

Veamos algunos ejemplos:

  • El diluvio dura cuarenta días y cuarenta noches, Génesis 7:12.
  • Después que Moisés mató al egipcio, huyó a Madián, donde pasó 40 años en el desierto cuidando ovejas, Hechos 7:30.
  • Moisés estuvo en el monte Sinaí durante cuarenta días y cuarenta noches, Éxodo 24:18.
  • Moisés intercedió a favor de Israel durante 40 días y 40 noches, Deuteronomio 9:18, 25.
  • La Ley especificó un número máximo de azotes que un hombre podría recibir por un crimen, fijando el límite en 40, Deuteronomio 25:3.
  • Los espías israelitas durante 40 días exploraron Canaán, Números 13:25.
  • Los israelitas deambularon por el desierto durante 40 años, Deuteronomio 8:2-5.
  • Antes de ser liberados por Sansón, Israel sirvió a los filisteos durante 40 años, Jueces 13:1.
  • Goliat se burló del ejército de Saúl durante 40 días antes de que David lo matara, 1 Samuel 17:16.
  • Cuando Elías huyó de Jezabel, viajó 40 días y 40 noches hasta el monte Horeb, 1 Reyes 19:8.
  • Cuarenta días estuvo acostado Ezequiel sobre su lado derecho para simbolizar la maldad de Judá, Ezequiel 4:6.
  • Jonás predica que en cuarenta días, Nínive será destruida, Jonás 3:4.
  • Jesús fue tentado durante 40 días y 40 noches, Mateo 4:2.
  • Hubo 40 días entre la resurrección y la ascensión de Jesús, Hechos 1:3.

Esto no significa que el 40 es completamente simbólico; todavía tiene un significado literal en las escrituras. Cuarenta días, significa “cuarenta días”, sin embargo, parece que Dios ha elegido este número para enfatizar momentos de pruebas, de transición, de recuperación.

El coronavirus ha puesto al mundo en cuarentena, tomando el término en su significado médico, la cuarentena nos ha aislado para prevenir contagios; y constituye un tiempo de prueba, tiempo para la reflexión.

En la Biblia se menciona un tiempo de cuarentena muy provechoso, se trata del tiempo que duró Jesucristo en el desierto, previo al inicio de su ministerio.

Los evangelistas afirman que Jesús fue impulsado al desierto para ser probado, Mateo 4:1-11; cuarenta días de ayuno, meditación, oración; un valioso tiempo en la presencia del Padre, al fin de los cuales fue tentado; tentación que superó con el uso de la Palabra. Tres veces le fue necesario responder, “Escrito está…”, con lo cual vence y ahuyenta al tentador.

Este tiempo de cuarentena social, es una oportunidad para meditar, leer la Sagrada Escritura, orar, ayunar, estrechar la comunión con el Padre; tal vez esta sea una única oportunidad en tu vida en la que puedas dedicarte a ti mismo, a la familia, y a comunión personal intensa con Dios. No la desperdicies.

El mundo está en proceso de cambio, de transición, y sabemos que para mejor, en su Palabra Dios nos expresa:

Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis. Jeremías 29:11

Fuente.

  • Biblia: Versión RVR60, tomada de www.biblegateway
  • Datos Históricos: Wikipedia
  • Informaciones: Prensa Internacional
  • Notas personales
  • Imágenes: Google

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s